post

Un pretexto para llamar su atención

Estuve ausente por mucho más tiempo del que me gustaría, pero creo que es necesario algunas veces. De repente estoy aquí de nuevo, intentando descifrar tantas cosas que dan vueltas dentro de mi cabeza. Mientras intento darle forma a esto que quiero expresar hoy, buscare el titulo apropiado, si es que es posible.

Algunas veces es tan común pasar por equis sitio y hacerlo como una rutina, en mi caso, cada que regreso del pueblo y voy pasando por cierta calle, siempre sin importar qué, desvió la mirada del camino por un segundo y espero encontrar algo. Ese algo es mas bien alguien y tiene nombre, a pesar que  por mas de quince años he pasado por ahí, nunca le he visto. Se exactamente donde vive y puedo observar su casa a la distancia, pero hasta este día no me había dado cuenta que lo hacia de forma “automática”.

Recuerdo que cuando era un adolescente, teníamos una camioneta que en algunas ocasiones utilizaba para ir a donde mis abuelos. Una de mis puñetas mentales era que; algún día iba a tener dinero suficiente para tener un excelente sistema de audio, para así pararme en la esquina y poner alguna canción (ahora no recuerdo cual), ella escucharía a la distancia y sabría quien estaba ahí. Entonces quizá, tendríamos una vida llena de dicha y felicidad. Ja, vaya fantasía.

En los pueblos la antigua usanza era que, al chico que le gustaba determinada chica, literalmente la robaba, aunque asumo que la chica tendría que estar de acuerdo. Después de eso la familia del chico tenía que ir a hablar con la familia de la chica y acordar casarse, supongo. Después las familias estrechaban lazos y todos eran felices para siempre. Con para siempre me refiero a tanto tiempo como el matrimonio pudiese durar.

Bueno, yo pensaba que quizá, algún día después de tocarle esa canción especial, ella accedería a venirse conmigo, pero como yo vivía en otra ciudad, no habría problema. En aquel tiempo, a pesar de decir estar enamorado de ella, no quería cerrar mis opciones. En ese entonces creía que lo que la mano de Dios unía realmente no podría separarse. Que mejor forma de jugar mis cartas que no casándome.

[Read more…]

post

¿Te animas?

No importa el camino que tome ni tampoco el material de este, cada paso que doy sea por donde sea voy haciendo destrozos. Hoy estoy aquí y ya he hecho daño, mañana iré un poco mas allá y también dejare mi huella al pasar.

Detesto lastimar a las personas, hace no mucho alguien me dijo que era la personificación de la soledad en todo su esplendor, en ese momento pensé que exageraba un poco (o un mucho), pero conforme ha ido pasando el tiempo me doy cuenta que tenía total y absoluta razón.
Puedo dar todo y un momento después quitártelo, quien quiera estar conmigo debe saber que muy probablemente saldrá herida. Por un momento pensé que lo mio era un trastorno psicológico sin definición exacta. Hace un par de días la persona con quien mas me identifico y quien puede entender cada palabra que yo diga sin importar el orden de estas me ha dado la respuesta.

Filofobia

No quiero mas ir dejando pedacitos de mi por donde transito, quiero lo que toda persona normal quiere, quiero ser feliz de la forma mas maravillosa e inimaginable.

¿Te animas?

Ya lo dije en su momento, la geografía es una patada en los huevos, pero es tolerable, lo que no es tolerable es que sea Mayo, Mayo me trae recuerdos que no quiero tener conmigo. Así que imitando a cierta persona diré que “Filo a todo esto”.

post

Es mejor…

A veces es mejor decir adiós que pedir perdón. ¿Y si entre tanta despedida decido que no quiero irme? Quizás mi corazón no logre entender porque razón sigo acá, vagando, en busca de algo que no conozco, algo que a ciencia cierta no necesito, algo que igual puede ser todo o nada.

Entonces llorare toda la noche y al despertar cumpliré con mi promesa, aquello que prometí mucho antes de conocerte. Si, claro que me costara hacerlo pero no veo otra solución viable a nuestra desgastada relación. No, no quiero perderte, pero no se como mantenerte a mi lado, cada día que pasa siento que estas mas lejos, como si la corriente de la vida te alejara de mi cada vez un poquito mas.

Después voy a reír al recordar todo lo vivido, sonreiré porque sabre que tu estas bien y yo también.  Mirare tus fotos y quizá una lagrima o dos intenten escapar, pero no lo permitiré, no podre vivir del recuerdo, solo recordare lo vivido.

548964_230470343761278_1105296787_n

Hoy necesito llorar un poco y reír otro tanto, después de todo que sería de la vida sin estos altibajos.
Ven a mis brazos, déjame sentirte como el primer día solo un momento mas y al despertar prometo no estar aquí. Olvidame como quien intenta olvidar la mas oscura amargura y si fracasas entonces grita mi nombre a los cuatro vientos que estoy seguro que alguien me hará llegar tu mensaje.

post

Celebremos

No creo que haya motivo para celebrar, lo único cierto es que cada día la muerte me sonríe más y más…. 

Pasajes vienen y van, casi tan rápido como las seudo amistades. Aquellas amistades de un día o dos, las mismas que nos hacen creer que el amor por el prójimo en realidad existe, ese chico o chica que nos dice día a día que sí, que debemos ser buenos, si somos buenos el amor vendrá y con el amor la buena racha.

Me niego rotundamente, no quiero, no acepto.  ¿Por qué no puede ser a mi modo? Me pregunto en silencio….

Una voz dentro de mi cabeza habla, puedo escucharle, parece ser alguien conocido, es tan familiar, aunque tengo la sensación de que ha pasado mucho tiempo desde la ultima vez que hablamos, creo que las personas le llaman conciencia.

Ella me ha hablado, me ha dicho que debo ser todo menos lo que soy, pero que debo mantener lo esencial de mi. Yo no logro entender que quiso decirme con tanta palabrería, lo cierto es que no lo haré.

Por este día a pesar de mi negación y falta de ganas por celebrar, este día es solo para mi y lo que diga el mundo me viene valiendo sorbete.

post

eXcusas

Por el día de hoy haré una excepción, solo hoy, solo una vez, solo un momento, un minuto o mejor un segundo, ¿Cuanto es menos que un segundo?, lo que quiero decir podría tomarme nada o quizá todo el tiempo del mundo. ¿Tengo tiempo suficiente? Tengo que seguir, debo continuar por la vereda, debo llegar a mi destino, ya nada importa, da igual si todos me aman o me odian, ¿Acaso hay diferencia? Son sentimientos, señal que sigo vivo, señal que todos me ven.

Necesito una excusa para estar aquí, un pretexto para ir allá y quizá dos perdones por lo que pasara mañana. El azúcar se me ha subido, yo dulce y tu dulce es motivo para un corto circuito. Digo lo que siento y siento lo que digo, miro, oigo, leo, recuerdo…
Si, aun recuerdo, una obra de teatro en un lugar de dudosa reputación, un plumero que intenta limpiarme, una sonrisa llena de complicidad, el animo de mi acompañante por preguntar lo que quería saber, la comida rápida que siempre he detestado, la fragancia que me vuelve loco, el aroma de la ciudad que me atormenta, la lluvia, los zapatos rotos, el baile grotesco, la pelea, una escapada apresurada, tumulto, la policía haciendo preguntas que no tienen respuesta, al menos no las sabemos.

Leche chocolatada y una quesadilla me acompañan, ¿Tequila? ¡Mejor Vodka!, pienso. Un vomito inoportuno que termino con un momento de sinceridad, dejo todo, limpio rastros, pienso que a pesar de lo terrible que parece en realidad es lo contrario. Tu corres y yo te sigo, tu saltas y yo me caigo, tu gritas y yo escucho, yo muero y tu sigues andando.
Mi teléfono suena, quiero atender pero no se que decir, se lo que me escuchare, también se lo que querrás escuchar, no estoy seguro si podre pronunciar las palabras, no tengo intención de mentir.

– ¿Hola?
– Hola ¿Como estas?.
– Bien, ¿Tu?.
– También bien, hace mucho tiempo que no se de ti, ¿Podemos vernos?.
– ¿Cuando?
– Mañana, en el Parían, ¿Recuerdas el cafesito?
– Si, ¿te parece bien si nos vemos a las ocho?
– Perfecto.

Cinco años después, mejor dicho, trescientas preguntas sin respuesta después, por fin tengo la oportunidad de entender que fue lo que paso. Es una lastima saber que no iré, solo es una excusa mas.

post

El entierro

– ¿Por qué te llevas a las personas que amo de mi vida? Explícame porque razón, no quiero que ninguno de tus emisarios venga a darme palabras de consuelo, porque ambos sabemos perfectamente que de resignación no se vive.
– Silencio absoluto.

Lanzo una rosa sobre el ataúd y en ese momento es que me doy cuenta lo que ha pasado, me han despojado de la persona mas amada, estoy solo en este planeta. Quiero gritar que le extrañare mas que a nada en este mundo pero mi garganta a duras penas permite el paso de oxigeno, quiero saltar dentro de la tumba y quedarme ahí para siempre, no quiero vivir una vida así, no quiero vivir una vida sin ti. Alguien se acerca a mi y me brinda su hombro para llorar, lo único que puedo hacer es creer que esto ha sido solo un sueño, uno muy feo, uno del cual quiero despertar.
No puedo sentir nada, estoy muerto por dentro. Quiero castigarme, quiero sentir algo, quiero sentir dolor y de esa forma saber que sigo vivo.

Ha sido solo un sueño, esto paso hace casi veinte años y aun me sigue afectando. Me levanto y lavo mi rostro con agua fría, necesito reaccionar. Abro la puerta de la habitación mas sola de mi casa, esa que se quedo en el olvido cuando el inquilino se marcho. Me siento en la orilla de la cama y observo, no toco nada, no digo nada, solo busco algo que ni siquiera se que es. Levanto mis manos y dibujo siluetas de objetos que solían estar ahí, de momentos que pase ahí, miles de recuerdos vienen a mi cabeza y entonces me recuesto un poco, las sabanas huelen a viejo, parece que han pasado meses o años sin que nadie entre aquí.

De pronto alguien ingresa y me pide que abandone la habitación, según ellos en mi estado emocional lo ultimo que necesito es añorar lo que en el pasado se ha quedado. Yo creo que son mentiras, mientras cierro la puerta miro al techo y exaspero, tengo que seguir vivo a pesar de mis deseos por no hacerlo.