Archives for septiembre 2014

post

Algunas veces

Él puede mas que yo, no tengo el poder para controlarlo y me pierdo en una fantasía infinita. Algunas veces él se encarga de envenenar mi lado racional, es como una droga que sube tan arriba y luego baja hasta impactar con el solido concreto. Esta sensación sobrevive a todos los intentos por erradicarla, es como un cáncer que me consume cada día más.

Entonces apareces tu, solo tu tienes el antídoto para mi mal. Te miro fijamente y me pregunto que diablos haces aquí, porque en el fondo se que no eres tu, tu no vives aquí, tu no existes aquí. Dentro de estas cuatro paredes solo estamos mi soledad y yo, haciendo compañía el uno al otro.

Algunas veces no entiendo porque mi corazón es tan insolente, no recuerdo nunca jamas haberle otorgado semejante poder, ni siquiera en la peor de las locuras lo haría.

Solo me resta encender un cigarrillo y buscar algún método para descargar esta desagradable sensación.

 

Aprovecho el momento de tu llegada y entonces me marcho, para siempre.

 

post

Todo lo que necesito.

La oscuridad acompañada de un cielo nublado, mientras tu caminas de noche por la zona más desolada de la comunidad. Todo para encontrarte con el pecado en todo su esplendor.

– ¿Que haces aquí? Acaso no tienes miedo de estar a mi lado.

Soy la personificación del mal que ha llegado a tu vida para cambiarla. El deseo y la curiosidad nos invaden, por un momento pienso que no es lo correcto, pero las cartas estaban echadas. No tuve más opción que improvisar, pretender que sabía lo que estaba haciendo, bruscamente, tontamente.

Entonces te robe una lagrima y también la inocencia o algo parecido. Quizás no fue de la mejor manera, yo tampoco sabía lo que hacía, las ganas por experimentar me habían traído aquí, para salir victorioso de este enfrentamiento. Aunque se muy bien qué mi victoria significa tu derrota, temporalmente.

Si, yo fue el ingenuo y tu, bueno, tu fuiste una victima mas, la primera de tantas. Recuerdo que a pesar del mal rato, después tuviste que soportar la humillación y la burla de las personas que no entendían. Ellos no sabían que por amor esta permitido equivocarse, aun cuando ese amor no fuese uno correspondido.

La vida misma se encargo de ponernos a cada quien en el camino indicado, tu muy lejos de mi, a salvo. Debo de admitir que muchas veces pensé como hubiese sido mi vida a tu lado, a decir verdad lo mucho que pude imaginar, todo, todo era bueno, había alegría y regocijo. Quizás es por eso que la gente le llama a esto sueños, solo fue eso, un sueño nada más.

[Read more…]

post

Un pretexto para llamar su atención

Estuve ausente por mucho más tiempo del que me gustaría, pero creo que es necesario algunas veces. De repente estoy aquí de nuevo, intentando descifrar tantas cosas que dan vueltas dentro de mi cabeza. Mientras intento darle forma a esto que quiero expresar hoy, buscare el titulo apropiado, si es que es posible.

Algunas veces es tan común pasar por equis sitio y hacerlo como una rutina, en mi caso, cada que regreso del pueblo y voy pasando por cierta calle, siempre sin importar qué, desvió la mirada del camino por un segundo y espero encontrar algo. Ese algo es mas bien alguien y tiene nombre, a pesar que  por mas de quince años he pasado por ahí, nunca le he visto. Se exactamente donde vive y puedo observar su casa a la distancia, pero hasta este día no me había dado cuenta que lo hacia de forma “automática”.

Recuerdo que cuando era un adolescente, teníamos una camioneta que en algunas ocasiones utilizaba para ir a donde mis abuelos. Una de mis puñetas mentales era que; algún día iba a tener dinero suficiente para tener un excelente sistema de audio, para así pararme en la esquina y poner alguna canción (ahora no recuerdo cual), ella escucharía a la distancia y sabría quien estaba ahí. Entonces quizá, tendríamos una vida llena de dicha y felicidad. Ja, vaya fantasía.

En los pueblos la antigua usanza era que, al chico que le gustaba determinada chica, literalmente la robaba, aunque asumo que la chica tendría que estar de acuerdo. Después de eso la familia del chico tenía que ir a hablar con la familia de la chica y acordar casarse, supongo. Después las familias estrechaban lazos y todos eran felices para siempre. Con para siempre me refiero a tanto tiempo como el matrimonio pudiese durar.

Bueno, yo pensaba que quizá, algún día después de tocarle esa canción especial, ella accedería a venirse conmigo, pero como yo vivía en otra ciudad, no habría problema. En aquel tiempo, a pesar de decir estar enamorado de ella, no quería cerrar mis opciones. En ese entonces creía que lo que la mano de Dios unía realmente no podría separarse. Que mejor forma de jugar mis cartas que no casándome.

[Read more…]

post

Un poco sobre mi presente y posible futuro.

Si alguien me hubiese apostado hace dos años, que yo estaría en este momento agradecido con Dios, con seguridad le entraba. Pues si, eso, estoy agradecido porque después de todo, no me toco (como decimos acá) bailar con la mas fea. No es que me burle de ciertas creencias, es solo que soy un tanto más lógico, intento ser congruente, es decir; no puedo ir por la vida pecando y después pedir al Señor que me perdone cada domingo. Eso no va conmigo, no soy así. Creo que existe un creador o ser supremo, como se le quiera llamar, pero lo que no encaja en mi vida es lo quieran imponer. Por algo existe el libre albedrío, creo yo.

Nunca he sido bueno escribiendo sobre temas religiosos, las personas se molestan conmigo cuando expreso mi forma de pensar y terminan por llamarme ateo. No soy ateo, ateo es aquel que niega al existencia de Dios, yo no niego que exista, ni siquiera lo dudo. Es solo que pienso que Dios, no es como me lo han mostrado durante el transcurso de mi vida.

[Read more…]

post

Recordar tu nombre es sinónimo de alegría

Una de las cosas que seguramente hubiese cambiado (en caso de haber podido) sería el hecho de, haber regresado a Guadalajara, cuando apenas tenia dieciocho años de edad. Se, y estoy muy consiente,  lo que para mi significa recordar tu nombre, no tiene nada que ver con el recuerdo que yo pude tener en tu mente. Soy realista, mayormente me enamoro de alguien y me creo una bonita situación, con una mezcla de realidad y fantasía. Pero como diría un buen amigo: C’est la vie.

En estos días que las enfermedades me aquejan, tu nombre ha estado resonando en mi cabeza, mis cercanos hablan de ti, recuerdan cosas que ni siquiera han sucedido. Es divertido que imaginen que pude tener una oportunidad a tu lado, cuando yo jamas la vi. Supongo que nadie ve las oportunidades y las desperdicia, aunque conociendo como soy, en algunas ocasiones el pánico se apodera de mi, el miedo al rechazo me congela y simplemente no hago nada.

Después de todo, hice lo que pude o lo que creí que era mejor en ese momento, para satisfacer mi egoísmo y dejar existir en mi al miedo que me controla.